‘Best seller’ sobre aprendizaje, traducido por primera vez al español
Publicado en: vie, 28 jul 2017 04:50:00 -0500
Michele DiPietro, coautor del libro 'Cómo funciona el aprendizaje', durante su visita a Uninorte.

Cuando es consciente de la importancia de su trabajo, un profesor siempre intentará hacer lo mejor para preparar sus clases y decir a sus estudiantes las cosas correctas. Pero eso no significa que enseñe en una forma que sus pupilos vayan a recordar, aplicar, conectar y aprender lo que escuchan en las aulas.

Bajo esta premisa, el italoamericano Michele DiPietro, hoy director ejecutivo del Centro de Excelencia en Enseñanza y Aprendizaje de Kennesaw State University (Estados Unidos), empezó a concebir el libro How Learning Works (Cómo funciona el aprendizaje), el cual luego de su lanzamiento en 2010 se convirtió en un éxito editorial y hoy, gracias a la labor de la Editorial de la Universidad del Norte, por primera vez se ha sido traducido al idioma español.

El libro está basado en el análisis que hicieron DiPietro y otros cuatro académicos estadounidenses, entonces colegas suyos en Carnegie Mellon University, sobre 50 años de investigaciones en torno a procesos de aprendizaje y enseñanza, cuyos resultados fueron condensados en siete principios fundamentales para una enseñanza efectiva.

La obra integra la teoría proveniente de disciplinas como la psicología cognitiva, la antropología, la demografía y el comportamiento organizacional en un lenguaje que traduce premisas científicas en propuestas relevantes para cualquier profesor, por medio de ejemplos concretos y soluciones prácticas a las situaciones reales que enfrentan los educadores en el aula.

DiPietro, quien es también profesor del departamento de Estadística de Kennesaw, visitó la Universidad del Norte el miércoles, 25 de julio, para tomar parte del primero de cuatro eventos de lanzamiento de la versión en español del libro que se han llevado a cabo a lo largo de esta semana en Cali, Medellín y Bogotá. Al igual que en esas tres ciudades, el profesor participó en Barranquilla en un taller desarrollado por el Centro para la Excelencia Docente de Uninorte (CEDU), con el fin de transmitir a los asistentes los principios contenidos en el libro de una forma práctica.

Dado el éxito que ha tenido el CEDU a lo largo de los años usando este libro como herramienta para el desarrollo profesoral, y basado en su gran acogida en el ámbito educativo —ha vendido más de 66.000 y ha sido traducida al japonés, mandarín y coreano— Uninorte adquirió la licencia de la editorial Wiley para traducir esta obra e impactar a más docentes de la región Caribe, Colombia y América Latina en la construcción de innovación pedagógica.

DiPietro explica que la meta del libro siempre fue ser concreto y aplicable para cualquier educador. En cada uno de sus siete capítulos inicia con dos historias ficticias, pero basadas en las anécdotas que una y otra vez ha escuchado de sus colegas cuando los estudiantes bajo su tutelaje no parecen aplicar lo que aprenden.

“Cada capítulo se refiere a un problema o un dilema, muestra qué principios se pueden aplicar, lo que dicen las investigaciones al respecto y les ofrece varias estrategias para dar solución a esos problemas”, explica el profesor. “Lo que quiero con estos talleres es entonces darles a los profesores un sentido de validación y que digan: ‘oh, esto tiene sentido. Por eso es que los estudiantes me dicen esto’. Espero plantar una semilla para que ellos reflexionen”, añadió.

El académico insiste en que para lograr una apropiación y una conexión real de los estudiantes con el conocimiento, los profesores deben saber cómo funciona el proceso de aprendizaje en el cerebro. Un hecho que, admite, es bastante complejo.

“La ciencia del cerebro es una ciencia. ¿Cómo puede mantenerse un profesor al día con los avances de este campo si ya está ocupado, saturado y apenas si puede seguirle el ritmo a su propio campo de estudio?”, cuestiona DiPietro y afirma que el libro busca ser el puente entre todo lo que sucede a nivel de neurociencia, ciencia cognitiva, estudios de motivación, antropología, y los profesores.

“Queríamos seleccionar las evidencias que tenían más evidencia sólida detrás, porque lo cierto es que hay mucho relleno en este campo. Nosotros revisamos qué es lo que surge una y otra vez, y la obra como tal trata de llevar este contenido científico a una audiencia intelectual pero no educada en estos fenómenos específicos, con el fin de que puedan enseñar de manera inteligente”, puntualizó.

Por Andrés Martínez Zalamea

Más noticias Más noticias