Estudiantes de Comunicación Social ganaron premio Ernesto McCausland
Publicado en: mar, 05 abr 2016 10:30:00 -0500
Laly Malagón, Manuel Cedeño y Juan Jaimes, estudiantes ganadores del premio.

Con el fin de exaltar las mejores historias periodísticas que emanaron del Carnaval de Barranquilla de 2016, se hizo entrega el 1 de abril del Premio Nacional de Periodismo Ernesto McCausland.

Como novedad para la cuarta edición de este premio, se estableció la categoría Nuevos Cronistas, donde estudiantes universitarios pudieron presentar sus crónicas en diversas plataformas como prensa, radio, televisión, fotografía e internet.

Laly Malagón, Manuel Cedeño y Juan Jaimes, estudiantes de Comunicación Social, fueron los primeros ganadores en esta categoría por su trabajo audiovisual ‘El Carnaval del Buen Pastor’. En este relatan la historia de Silvia, una de las internas de la cárcel de mujeres El Buen Pastor, quien antes de su condena había desfilado por 15 años, ataviada con su disfraz de diabla, por los distintos escenarios del Carnaval de Barranquilla.

Malagón recibió financiación para este proyecto a través del Portafolio de Estímulos para las Artes y la Cultura en el Distrito de Barranquilla 2015, e inicialmente enfocó este en cinco historias de distintas mujeres.

“Pero allí había algo curioso. Cada fecha la celebraban de una forma muy especial, entonces yo pensé ‘no me imagino cómo celebrarán el Carnaval’”, contó Malagón, estudiante de séptimo semestre de Uninorte. “Y en efecto había una muchacha (Silvia) que no se iba a perder el Carnaval incluso estando en la cárcel. Entonces a partir de eso empezamos a contar su historia y que ella nos guiara por un recorrido de lo que habían sido los días de Carnaval en El Buen Pastor”.

“Las circunstancias le plantearon tener que pasar dos carnavales dentro de la cárcel”, añadió Manuel Cedeño, quien en marzo egresó del programa de Comunicación Social. “Lo que hizo a través de su iniciativa y de muchas otras de sus compañeras fue lograr generar esta celebración de Carnaval tan única y tan especial, con la misma magnificencia y esencia cultural a la que estamos acostumbrados nosotros”.

Por su parte, Juan Jaimes, quien se desempeñó como editor del ‘Carnaval del Buen Pastor’, calificó el proceso de realización como “una experiencia muy bonita que trajo vida y visibilidad a este evento que ocurre internamente”. Y resaltó, además, el apoyo brindado por el laboratorio de experimentación audiovisual, Uni5 TV, un espacio en el que los estudiantes de la Universidad del Norte pueden crear productos de diversos géneros narrativos y audiovisuales.

También destacó el papel que cumplen iniciativas como el Premio Ernesto McCausland, que además de salvaguardar la tradición de las carnestolendas, ahora les permiten a los jóvenes realizadores certificar su trabajo. “Nunca está de más un reconocimiento como este”, sentenció.

Por Andrés Martínez Zalamea

Más noticias Más noticias