Los colores adornan el morral de Delfina Chacón
Publicado en: mar, 26 abr 2016 21:45:00 -0500

Por: Natalia Osorio Marín


 

Una joven con paraguas en el siglo XXI parece de lo más extraño. Sin embargo, para Delfina Chacón, la sombrilla es un elemento esencial al momento de armar su bolso día a día y más, cuando percibe la posibilidad de una lluvia que ya casi nadie parece recordar, por la prolongada presencia del Fenómeno de El Niño en el Caribe colombiano. Contiguo a este, encontré un estuche de gafas con una textura peculiar: su estampado moderno y “fashionista” combina a la perfección con el impreso de cebra que forra el interior de su cartera. Una billetera color azul y adornos dorados, grande pero liviana, se junta con el resto de los objetos en un orden perfecto que parecería imposible de ser modificado. Sin duda, el conjunto  revela la fascinación de mi compañera por la moda.

El pesado y voluptuoso bolso de cuerina blanca y negra está adornado en su exterior por un antibacterial cubierto por un forro de goma fucsia y unas correderas plateadas en cada uno de sus lados. En su interior, un portafolio dividido por seis separadores de colores diferentes que identifican el espacio de cada materia, una carpeta en los tonos del bolso que se asimila a una papelera, una pequeña cartuchera plástica pigmentada en distintas tonalidades que carga consigo los útiles básicos para la actividad de escritura y el carnet de la Universidad del Norte; dejan clara la actividad académica de la estudiante. En los bolsillos que rodean este morral no pude encontrar más que productos de belleza: un brillo labial, un cepillo de peinar, un perfume, una lima y un paquete personal de Kleenex... evidencia contundente del deseo de esta joven por permanecer bien presentada en todo momento.

Me sorprendió la cantidad de objetos que tuve la oportunidad de explorar en el bolso de mi compañera durante la actividad de la clase de Periodismo, y la gran lección que tuve el placer de aprender. Los ‘checheres’ - como se les dice coloquialmente - son capaces de definir y describir a la perfección la personalidad y preferencias de una persona. El sinfín de colores, texturas y formas que encontré hoy, me permitieron tener una pequeña muestra del mundo que rodea a Delfina Chacón, mi compañera de clases, en su diario vivir.