Un Campus con identidad Caribe
En su esencia fundacional, la Universidad del Norte es un sueño conjunto ideado por líderes del caribe colombiano que insistieron en la idea de potenciar el capital humano local, con la intención de que este fuera aprovechado para cambiar las realidades sociales de las ciudades de la región. Perseguía el propósito de exaltar el talento y las capacidades del ser humano caribe, del individuo que crea y que nos engrandece como sociedad. También era un esfuerzo por demostrar que en este rincón del norte de Colombia había personas capaces de liderar con éxito el camino hacia el progreso, capaces de idear un mañana esperanzador.

En consonancia con este principio, las directivas de la institución han decidido contagiar el campus universitario con la presencia de algunas de las figuras más representativas de lo que es la identidad caribe colombiana. Para esto han bautizado salones y espacios del campus con el nombre de personajes que, con su talento y trabajo, dejaron una huella imborrable en la memoria colectiva. Son caribeños que nos inspiraron con su ejemplo y que se han convertido en símbolos del potencial humano que formamos en esta universidad.

Laboratorio multifuncional rinde homenaje a Armando Dugand

Desde el segundo semestre de 2021, el bloque multifuncional de laboratorios (L2), ubicado en el pasillo que conecta los bloques B y E del campus Uninorte, fue nombrado Laboratorios Armando Dugand Gnecco, en memoria del botánico y biólogo barranquillero. La figura de Dugand destaca como uno de los científicos naturales más importantes de Colombia de inicios del siglo XX.

En su ejercicio profesional promovió un enfoque integral de la biología vinculada a otras ciencias, especialmente las humanas. Publicó numerosos artículos científicos internacionales sobre botánica, flora autóctona y vegetación localizada en la llanura costera del caribe y en el bajo Magdalena, y se dedicó con rigurosidad a la ornitología de la región.

“Armando Dugand fue el gran científico barranquillero de comienzos del siglo XX. Además de publicar en las grandes revistas del mundo, impulsó la formación de investigadores en el área de la botánica. Estamos muy contentos de honrar la memoria de nuestros grandes científicos”, manifestó el rector Adolfo Meisel Roca, principal promotor de esta iniciativa institucional de nombrar los espacios del campus en homenaje a figuras relevantes de la región.

Los Laboratorios Armando Dugand Gnecco constan de 276 metros cuadrados, que comprenden el Laboratorio de Investigación en Biodiversidad, el Laboratorio de Química y Biología, el Área de Investigación, el Laboratorio Computacional de Química y Biología, el Área de Biología Molecular, el Área de Bioactividad y el Área de Biología Celular. Estas siete áreas impulsan el desarrollo de la investigación de las ciencias naturales al más alto nivel, al igual que lo hizo Armando Dugand como investigador ejemplar de la geobotánica de la región Caribe, en donde alcanzó a describir 133 especies, subespecies y variedades botánicas nuevas para la ciencia.

“Armando Dugand, nacido en Barranquilla y educado en Francia y Estados Unidos, hizo ciencia desde la región para el mundo”, puntualizó el vicerrector académico Joachim Hahn.

Marvel Moreno, figura transgresora de las letras contemporáneas

El auditorio de la universidad, un epicentro de debates en el que han concurrido personalidades y expertos de las distintas áreas del conocimiento, fue renombrado en 2019 como Auditorio Marvel Moreno, una de las mujeres más sobresalientes de la literatura contemporánea en Colombia.

Marvel Luz Moreno Abello (1939-1995). Esta novelista barranquillera, conocida por la fluidez de su prosa y la exactitud de su sintaxis, hizo un aporte a las letras del caribe mediante un despertar de lo femenino. Sus escritos visibilizan la condición de la mujer en la vida social, histórica y cultural de la Latinoamérica de finales del siglo XX, desde una mirada crítica a la aristocracia local y la visión patriarcal de la sociedad barranquillera de las décadas de 1940 y 1950. En honor al talante de este personaje, Uninorte creó la beca Marvel Moreno en 2020, una iniciativa que impulsa la profesionalización de mujeres líderes de la región.

Alejandro Obregón, el maestro del expresionismo colombiano

El aula magistral 13G2 del Edificio de Posgrados Álvaro Jaramillo Vengoechea ahora lleva el nombre del artista Alejandro Obregón, a quien se le reconoce como uno de los pintores más influyentes del arte moderno en Colombia.

Alejandro Obregón Rosén (1920-1992) fue un artista colomboespañol que exploró la crítica política y social, con un marcado estilo de expresionismo. Su trayectoria prolífica dejó un gran legado para el caribe e inmortalizó la naturaleza y la cultura nacional como parte central de sus obras. El año pasado, en el marco de los 100 años del natalicio del pintor, Uninorte inauguró la beca Alejandro Obregón en honor a esta figura icónica del arte Latinoamericano del siglo XX.

Cecilia Porras, pionera del arte abstracto en el caribe

Colindante con el Salón Alejandro Obregón se encuentra el aula magistral 12G2, renombrada como Cecilia Porras. El salón exalta a la pionera del arte abstracto en la región y una de las precursoras de la modernidad artística colombiana.

Cecilia Porras Porras (1930-1971) fue una artista plástica cartagenera. Su obra se caracterizó por retratar la luz, las formas y los colores de la costa norte colombiana, a través de exploraciones abstractas. Junto a Obregón, a Cecilia se le conoce por ser parte del llamado Grupo de Barranquilla, caracterizado por tertulias intelectuales de la que hacían parte personalidades destacadas de la cultura local

Noé León, artista cumbre del primitivismo nacional

El salón 11G2 lleva el nombre de Noé León, pintor considerado la máxima figura del primitivismo en el país. De este modo, el primer piso del Edificio de Posgrados Álvaro Jaramillo Vengoechea se constituye en un espacio de homenaje a una triada de pintores destacados del Caribe colombiano.

Noé León (1907-1978) fue un pintor ocañero que dedicó gran parte de su vida a incorporar en sus obras elementos cotidianos, con una habilidad muy marcada por el color. Se destacó por realizar interpretaciones coloridas de paisajes, figuras y cosas que rescatan su gusto por la vida popular. Su asombro por el caribe quedó inmortalizado en varias escenas del río Magdalena, con los barcos de vapor humeantes, entornos de la selva tropical y animales salvajes.

Boris Rosanía, pilar del progreso en el alma máter

El aula magistral del tercer piso del bloque K fue bautizado como Salón Boris Rosanía. Anteriormente conocido como 31K, este espacio ahora lleva el nombre del tercer rector de Uninorte y una figura clave en el proceso de consolidación de la institución.

Boris Rosanía Salive, quien falleció el 8 de diciembre de 2013, estuvo a cargo de la Rectoría entre 1973 y 1980. Bajo el liderazgo del ingeniero civil y barranquillero de nacimiento, se impulsaron proyectos de desarrollo comunitario, se dio inicio a los programas de Medicina General, Enfermería General y Educación Preescolar, se creó el Centro de Investigaciones (CIUN), se dotaron los laboratorios de Ingeniería Mecánica, Química, Física y Biología, se construyó la tercera etapa de la ciudadela universitaria y se formalizó la Asociación de Ex-alumnos de la Universidad del Norte (Exanorte).

Juan Manuel Ruiseco Vieira, empresario, visionario y cofundador

En el segundo piso del bloque K también se renombró el aula magistral 21 K, que ahora es conocida como Salón Juan Manuel Ruiseco Vieira, miembro fundador de Uninorte e integrante del primer Consejo Directivo. Este espacio rinde homenaje a un empresario complice del crecimiento de la universidad, cuya gerencia en Cementos Caribe impulsó la donación de un terreno de 2,5 hectáreas a la universidad, adicionales a las 6,5 hectáreas aprobadas en 1970 por la misma empresa gracias al apoyo de su padre Joaquín Ruiseco, su entonces gerente.

Meira Delmar, la poetisa que tradujo en un himno nuestro propósito institucional

La sala de juntas de la Rectoría fue bautizada en 2019 con el seudónimo de la poetisa Olga Isabel Chams Eljach (1922 - 2009), una de las más influyentes del siglo XX en Colombia. En este lugar, donde se reúne mensualmente el Consejo Directivo, reposa un retrato de la barranquillera hecho por el artista cordobés Cristo Hoyos. La universidad también le otorgó a Meira Delmar un doctorado Honoris Causa, y a ella la recordamos siempre como la autora de nuestro himno, cuya consigna "alegría, verdad y rectitud" son una máxima de Uninorte.

Alfredo Correa de Andreis, un profesor en el corazón de la universidad

El segundo edificio de la Biblioteca, nombrado Casa de Estudio Alfredo Correa De Andreis, rememora el paso de este profesor humanista por los salones de clase en esta universidad, en donde se convirtió en uno de los más queridos y recordados por los estudiantes. El nombramiento es, además de homenaje póstumo, un reconocimiento a su obra intelectual, que será llevada a las nuevas generaciones que se forman en nuestra universidad. En el primer piso del edificio también hay un retrato del profesor Correa De Andreis, hecho por el artista Cristo Hoyos.

Mario Santo Domingo, líder visionario que soñó con la fundación de una universidad de excelencia para el Caribe colombiano: Uninorte

La moderna edificación alberga aulas de clases para pregrado y laboratorios de ciencias básicas, idiomas, geología, educación, arqueología y comunicación social y periodismo, así como oficinas para profesores, sala de usuarios, sala para el Centro de Recursos del Éxito Estudiantil (CREE) y la sala Peter Konder (CREE).

Además, cuenta con cuatro infosalas. En el piso 6, 7 y 8 se ubican 86 oficinas para profesores, dos decanaturas y una sala de profesores catedráticos. El edificio también cuenta con cuatro salas de informática, dos decanaturas y una sala para profesores catedráticos. En el último piso se ubicará próximamente el restaurante Bocas de Ceniza, que comprende un salón para eventos académicos con un aula para experiencias gastronómicas. Conoce más.